El sujetador en los años 20: descarado, sensual y rebelde

El sujetador en los años 20: descarado, sensual y rebelde

El sujetador tiene su antecedente en el corpiño, que consistían en una camisa que sujetaba los pechos con la ayuda de unos cordones, y aunque parezca que ha existido toda la vida, lo cierto es que su nacimiento es relativamente reciente. Mary Phelps, patenta la pieza el 3 de octubre de 1914, y gracias al cine, la prenda pronto se hace popular, sobre todo gracias a actrices como Jane Russell. El director de cine Howard Hughe mandó diseñar un sujetador, que echaba hacia adelante los pechos de Russell. Un auténtico escándalo en la época.

¿Sabes que en los años 20 la lencería era mucho más atrevida que hoy? Pues sí, y de hecho, las colecciones de esta época han servido de inspiración a la lencería de hoy en día. Las mejores firmas han querido darle un homenaje a la época dorada de Hollywood, que tuvo lugar entre los años 20 y los años 60. En ese tiempo todo era felicidad, fiesta y derroche, lo que se dejaba ver, también, en la ropa íntima de la mujer, que por aquel entonces empezaba a empoderarse y a reclamar su lugar en la sociedad y en el mundo.

La lencería de los años 20 era mucho más atrevida que la actual que, y mucho más seductora, nos dicen en Lencería Paqui, una tienda online especializada en ropa interior femenina, y que cuenta con las mejores colecciones de sujetadores, de las principales marcas y a unos precios muy razonables, donde han querido rendir un especial homenaje a esta época, incluyendo entre sus coleccione, lencería inspirada en los años 20. Una lencería sensual, atractiva y muy cómoda. Si echas un vistazo a su blog, podrás leer un artículo dedicado a la lencería de esta década, feliz y rebelde como ninguna.

La lencería de los años 20

La lencería de los años 20, era más atrevida, sensual y atractiva, y sus diseños, más elegantes y estéticos. La revolución cultural la inician las mujeres parisinas, que sin ningún tipo de reparo tuvieron el valor de desafiar a la sociedad de sus tiempo, a los convencionalismos sociales y a unas normas, que relegaban a la mujer a un segundo plano.

Las cosas empezaban a cambiar, las mujeres se manifestaban y exigían sus derechos. Estos cambios sociales también empezaron a reflejarse en la ropa. Ahora, las prendas femeninas dejaban ver el cuerpo de la mujer, hasta hace poco escondido, como si fuera un motivo de vergüenza.

Muchas mujeres cambiaron sus vestidos por prendas de vestir masculinas como los trajes de chaqueta y corbata, o el esmoquin, y pusieron de moda el Bob, un corte de pelo muy popular entre las mujeres de la época, y consiste en un corte recto que se extiende hasta la altura de la mandíbula, y por lo general, acompañado de flequillo. Todos estos cambios, reflejaban su femineidad, su valentía y su fortaleza.

En los años 20 comienza el empoderamiento de las mujeres, que reclaman su independencia. Conscientes de ser un grupo social desfavorecido, deciden cambiar esta situación. Su lencería, es una buena muestra de los cambios que se estaban produciendo en la época. La mujer reclama su independencia, y la ropa interior, la reafirma en su propósito.

Pero también es un lencería delicada, porque las mujeres, no tienen una sola dimensión, y su fuerza, su coraje y su rebeldía, no están reñidas con la sutileza y el buen gusto. Por eso, gustaban de combinar su lencería con todo tipo de adornos como los encajes joya. Además, estas prendas eran confeccionadas de manera artesanal y casi personalizada. Es por esto que se pueden considerar como auténticas piezas únicas, dignas de un coleccionista.

Los sujetadores en el siglo XXI

Hoy, un sector importante de la población femenina, y seguro que parte de la masculina, hacen una llamada a la supresión de esta prenda, a la que califican de “el corsé del siglo XXI y constituye un símbolo de la opresión a la que sigue estando sometida la mujer y de las desigualdades sociales, que aún están presentes, y que afectan a todo el mundo.

A pesar de esto, la mayor parte de las mujeres utilizan sujetador y en esta prenda, invierten buena parte del dinero destinado para compras.

¿Qué sujetadores se llevan a día de hoy?

Pues bien, estos cuatro modelos son los más demandados por las mujeres de hoy en día:

  1. Sujetadores de encaje dorados
  2. Brassier de formas triangulares
  3. Sujetadores Black Velvet
  4. Bralettes irregulares y de encajes

 

Y tú, ¿eres de las que llevan o de las que no llevan sujetador?

Deja un comentario