Hasta las ventanas de PVC las compramos por Internet

Hasta las ventanas de PVC las compramos por Internet

El comercio electrónico es una fiebre que ha venido para quedarse. Esto es algo que ya nos planteábamos hace un tiempo pero que se ha convertido en una realidad absoluta en los últimos años. O sorprendería saber la cantidad de cosas que se compran a través de Internet. Hay una creencia generalizada que considera que Internet se utiliza especialmente para objetos cotidianos y que requieren de poco espacio, pero la realidad está empezando a ser bastante diferente. Por poneros un ejemplo, os diremos que en Internet incluso ya se compran las ventanas de nuestra vivienda.

Es verdad que ese tipo de objetos no son los más habituales todavía. El portal web Statista lo deja claro en el estudio que os enlazamos a continuación y en el que se indica que la rama de facturación en lo que a comercio electrónico se refiere es la administración pública, la tramitación de impuestos y la Seguridad Social. No cabe la menor duda de que todavía hay mucho recorrido para que un mercado como el de las ventanas supere a los que os acabamos de mencionar. Pero ya está presente en Internet, que no es poco. Todo es cuestión de tiempo.

El sector que tiene relación con la fabricación de PVC sigue siendo realmente importante. Es lo que asegura una noticia publicada en Interempresas, que pone cifras a esa producción de la que hablamos y la cifra en 750.000 unidades de PVC a términos del año 2012. Aunque el mercado global de las ventanas se ha recibido, el de las de PVC ha crecido y se ha mantenido siempre en niveles aceptables. Ahora, con la llegada de Internet y el resto de herramientas digitales, se ha ganado un hueco entre las pretensiones más importantes para la gente.

Son cada vez más las facilidades que podemos encontrar para comprar cualquier cosa en Internet y eso se nota. Está creciendo la venta de cualquier tipo de producto que os podáis imaginar. Y las ventanas de PVC son una buena muestra de ello. Según nos han indicado los profesionales de Replus Elche, esa venta por Internet se ha duplicado tan solo en los últimos tres años. Y es que la gente ya no duda a la hora de ahorrar tiempo y dinero en los desplazamientos al local comercial de cualquier empresa. Todo lo que espera encontrar en ese establecimiento lo tiene a mano a través de su pantalla.

La satisfacción del cliente ha mejorado 

¿Qué hay acerca del servicio de atención al cliente? Lo cierto es que este es uno de los asuntos que la gente tiende a pensar que está más descuidado con la venta por Internet por aquello de que se pierde la relación directa con las personas. Sin embargo, en las encuestas que se vienen realizando entre las personas que apuestan por comprar una ventana de PVC a través de la red, este servicio está más valorado que nunca. Y es que esa atención pormenorizada al cliente se sigue conservando e incluso se ha potenciado, al contrario de lo que suele pensarse.

La satisfacción del cliente es una prioridad para todo tipo de empresas y las que operan mayormente en Internet saben que, en primera instancia, deben trabajar mucho este asunto porque pierden contacto físico con su clientela. Se han invertido más recursos, más tiempo y más personal para conseguir mejoras en este sentido y lo cierto es que los resultados están siendo francamente positivos. Esa es otra de las cuestiones por las que el comercio electrónico está teniendo tanto éxito. Minimiza sus defectos y maximiza sus ventajas. Es una victoria segura.

Todo hace indicar que el ecommerce va a dominar el mercado durante las próximas décadas, si es que no lo hace ya. Estamos viendo que en el mercados que han sido tradicionalmente muy dados a la venta física, como el de la venta de todos los objetos que tienen que ver con la decoración y conformación de una vivienda, han desarrollado un gran arraigo en la red y que han puesto todos sus esfuerzos en captar a una gran cantidad de gente a través de esta vía. El tiempo ha dejado claro que no se equivocaban. Y ya están recogiendo los beneficios de su apuesta.

Bienvenidos al mundo actual. Aquí, cada vez hay más cosas y maneras de actuar que nada tienen que ver con cómo era la vida antes. Ahora, todo es mucho más fácil, mucho más directo. Las personas hemos cambiado nuestra manera de operar a la hora de consumir y las empresas han transformado sus sistemas de venta. Todo lo que os hemos venido comentando en este artículo sirve como un buen ejemplo de ello y no cabe la menor duda de que va a seguir siendo algo tan real como la vida misma de cara a los próximos años.

 

Deja una respuesta