Internet es la explicación del aumento del interés de los españoles por nuestra salud dental

Internet es la explicación del aumento del interés de los españoles por nuestra salud dental

La salud dental de los españoles es una de las peores de la Unión Europea. Creemos que no estamos sorprendiendo a nadie si hacemos esta afirmación tan tajante pero tan acertada. Es mejor no tratar de ocultar la realidad de ninguna de las maneras. En España tenemos un claro problema de conciencia dental y eso le está jugando una mala pasada a las dentaduras de muchos españoles y españolas. Se trata de un asunto que nos cuesta reconocer y para el que deberíamos poner todo nuestro empeño. Y es que no cabe la menor duda de que nuestra boca lo requiere.

Atendamos a los datos que nos ofrece un medio como lo es el del portal web Statista:

  • En primera instancia, este medio, en un estudio sobre el estado de la dentadura de los españoles en el año 2017, indicaba que más del 78% de las personas de este país tiene caries, que más del 67% tiene dientes o muelas en los que se han realizado empastes, que más de un 57% tiene dientes o muelas que no han sido sustituidos por prótesis una vez que se han desprendido del resto de la dentadura y que, además de todo eso, solo el 26% conserva todos sus dientes o muelas naturales.
  • Por otra parte, el mismo medio habla, en términos un poco más genéricos, de la preocupación por la salud dental en un país como el nuestro. Según esos datos, solo el 61% de la gente manifiesta estar preocupada por su salud bucodental. Además, solo el 50% de nuestra población ha reconocido haber visitado a su dentista al menos una vez al año, que es el número de visitas mínimas que hay que hacer para tratar de mantener un correcto cuidado y mantenimiento de nuestros dientes.

Con todos estos datos en la mano, podemos entender ahora un poco mejor lo que hemos asegurado de manera tan clara en el primer párrafo. Pero, ¿está empezando a existir un movimiento para tratar de resolver este tipo de problemas por parte de la ciudadanía? Es en este punto donde entra Internet. Y es que, hasta donde sabemos, la red ha sido uno de los elementos clave para que, al menos según parece, se haya empezado a generar una cierta conciencia en España acerca del cuidado de nuestros dientes y de los de nuestros seres queridos.

La llegada de la red ha dado la posibilidad a muchas familias de elegir entre un abanico de dentistas mucho mayor y poder obtener así una ventaja en términos, por ejemplo, económicos. Cuanta más oferta hay, mayores son las opciones de conseguir un precio más barato, un elemento que la gente se toma muy en serio cuando hablamos de acudir a un dentista. Los profesionales de una entidad como la Clínica Dental Belmonte nos han comentado que, desde que todas las clínicas del sector disponen de página web, sus componentes se han dado cuenta de la tremenda competencia que existe entre ellas y buscan ofrecer ventajas a sus clientes potenciales a través del precio, algo que las familias, desde luego, agradecen y notan en el bolsillo.

El miedo, principal motivo por el que no acudía la gente al dentista

Eran muchos los prejuicios y estereotipos que rodeaban a una cuestión como lo es el simple hecho de acudir al dentista. Gracias a numerosos estudios, ha podido deducirse que el principal motivo por el que la gente no acudía a estas consultas hace no tanto era el miedo a los instrumentos con los que se maneja un profesional de este sector. La llegada de Internet, por lo tanto, ha sido una vía a través de la cual muchos dentistas han tratado de hacer ver a la sociedad que no hay por qué temer.

Y es que las mejoras tecnológicas que viene experimentando nuestra sociedad de un tiempo a esta parte nos permiten afirmar, sin que tengamos ningún miedo a equivocarnos, que los procesos son más seguros que nunca y que la efectividad de los trabajos acometidos por los expertos en salud dental son prácticamente del 100%. Y eso es algo que tenemos que valorar a la hora de decidir si nos conviene o no acudir al dentista. En nuestra opinión, la cuestión está bastante clara.

Es evidente que todavía va a seguir mejorando todo lo que tiene que ver con esta cuestión. Nosotros, de momento, nos quedamos con el hecho de que la gente empieza a darse cuenta de que no acudir al dentista es un error y está empezando a cambiar la mentalidad. Esto es por algo. Y es que, según lo que dicen muchos de los expertos en esta labor, la mejora tecnológica, entre la que, por supuesto, incluimos la llegada de Internet hasta la mayoría de hogares españoles, ha sido importantísima a la hora de hacer comprender a la gente la necesidad de acudir a una clínica dental.

Deja una respuesta