La red ayuda a mejorar la salud dental de los españoles

La red ayuda a mejorar la salud dental de los españoles

¿Cuidamos bien de nuestros dientes? La verdad es que nos cuesta dar una respuesta positiva a esta pregunta. Hay que dividir a la población para darnos cuenta de la cantidad de gente que puede sufrir algún problema al respecto: los hay que cuidan de su boca y los hay que no lo hacen. De los primeros, no todos lo hacen bien. Y de los que lo hacen bien, hay que destacar que no todos lo hacen de manera permanente y que siempre, después de alguna comida, se nos pasa cepillarnos los dientes. ¿Conclusión? La salud dental está bastante lejos de ser perfecta en la inmensa mayoría de los casos.

Está claro que la persona que tenga algún tipo de fobia dental tiene que superar sus problemas si lo que quiere es disponer de una mejor salud en su boca. Una noticia publicada en la página web del diario ABC deja claro que esas personas tienen una peor calidad de vida. Y es que no tener una boca sana no solo trae problemas desde el punto de vista de comer o beber. Un dolor de muelas puede provocar dolores de cabeza y de oído, por lo que puede afectar a nuestro estado de salud general y no solo al relacionado con nuestra boca.

En otro artículo, el portal web Noticias de la Ciencia indica un total de siete consejos para cuidar de nuestros dientes de una manera mucho mejor y que reste trabajo al dentista en cuanto acudimos a la clínica a hacernos una revisión. Esos consejos son los que os comentamos a continuación:

  • Cepillar los dientes después de ingerir alimentos es el consejo básico.
  • Esperar 30 minutos después de cada comida para cepillárnoslo es clave, porque es en ese momento donde el cepillado adquiere una eficacia mucho más grande.
  • Retirar todos los restos que estén presentes en nuestros dientes es fundamental. Si nos cepillamos y no los eliminamos, automáticamente esos restos seguirán generando bacterias nocivas para nuestra dentadura.
  • Cuidar de lo que comemos, de nuestra alimentación, es tan importante como el cepillado diario de los dientes.
  • El agua es una verdadera amiga de nuestros dientes y ese es el motivo por el que tenemos que consumirla en abundancia durante el día. Nos ayuda a limpiar la boca.
  • Realizar revisiones periódicas es una tarea que no se nos puede pasar nunca por alto. El dentista nos ayudará no solo a arreglar cualquier problema de índole bucal, sino que también tendrá la capacidad para prevenirlo.

Aunque es verdad que nos queda un amplio camino por recorrer en lo que tiene que ver con el cuidado de nuestros dientes, es de justicia reconocer que se van dando pasitos para lograrlo. La llegada de Internet ha permitido a la gente obtener grandes dosis de información para saber cómo hacerlo: qué recomendaciones seguir, qué clínicas dentales tienen mejor fama o qué precios se manejan para unos u otros arreglos en la boca. Los profesionales de la clínica Blanc nos han trasladado que, a día de hoy, tres de cada cuatro clientes de los que dispone les descubrió a través de su web. Y es que esta es la mejor vía para llegar a la gente ahora mismo.

La verdad es que, si un negocio quiere ser rentable, es obvio que tiene la necesidad de operar en Internet. Y no vale con hacerlo desde una web: hay que trabajar en múltiples campos como las redes sociales, realizando marketing de contenidos en páginas externas, resolviendo las dudas que la gente pueda tener en las reseñas que presente sobre nuestro establecimiento en Google… Hay muchas maneras de hacer posible ese contacto digital con el cliente potencial.

Una manera ideal de acercarse a los jóvenes

Siempre se ha tendido a pensar que uno de los asuntos por los cuales la salud dental es mala en términos generales en España ha sido porque los consejos relacionados con la salud bucodental no han terminado de llegar a los jóvenes. ¿Y qué manera hay mejor que Internet para conseguir ese objetivo? Nunca los jóvenes han tenido tanta información a mano para acostumbrarse a cuidar de la mejor forma posible de su salud dental.

Ni que decir tiene que todo lo que venimos comentando no se va a conseguir de la noche a la mañana. Hace falta un objetivo a medio y largo plazo para que empecemos a ver la luz al final del túnel. La verdad es que estamos situados en el buen camino, pero hace falta seguir insistiendo en la necesidad de cuidar de nuestros dientes y en llegar no solo a los jóvenes, sino a todos los públicos posibles. De ese modo, tendremos más posibilidades de situar a España en el lugar que realmente se merece en lo que tiene que ver con el cuidado de la salud bucodental.

Deja una respuesta